Article

Flexibilidad: La clave en las preferencias laborales de la Generación Z

vista 292 veces
  • Los profesionales jóvenes están marcando el camino hacia un futuro laboral más flexible, colaborativo e inclusivo. Las organizaciones que escuchen y respondan a sus expectativas, no solo contribuirán a la satisfacción y el bienestar de sus empleados, sino que también se verán beneficiadas por equipos más motivados, creativos y comprometidos.

La denominada Generación Z -quienes nacieron a fines de los noventa-, hoy representa la mayor fuerza laboral en Chile: De acuerdo al Instituto Nacional de Estadísticas (INE), quienes tienen entre 25 y 34 años, son más de dos millones y medio de trabajadores, cifra que los convierte en la mayor fuerza laboral, seguido del grupo que se encuentra entre los 35 y 44 años.

Para esta generación, que incluye a quienes nacieron sumergidos en el auge de las tecnologías informáticas, la preferencia por trabajar de forma remota, evidencia un cambio paradigmático respecto a las generaciones anteriores, donde la presencialidad era la norma. Así lo demuestra un estudio sobre las preferencias laborales de la Generación Z, realizado por la consultora Futuro Laboral Chile: el 85% de los encuestados prefiere modelos de trabajo que ofrezcan flexibilidad en términos de horarios y ubicación.

Asimismo, la generación Z también muestra un interés particular por los espacios de trabajo que fomenten la creatividad, la colaboración y el bienestar. Según el mismo estudio, el 78% de los encuestados, destacó la importancia de contar con áreas de descanso, espacios verdes y zonas para la interacción social dentro de sus lugares de trabajo. Interés que también va de la mano con una mayor conciencia sobre la salud mental y la necesidad de equilibrio entre la vida laboral y personal.

“Hoy en día las oficinas son consideradas espacios de networking. De ahí que la innovación de espacios y servicios como los que ofrece WeWork, potencian soluciones que no solo impulsan la productividad, sino que también fomentan la creatividad y la conexión humana”, señala Rocío Robledo, Country Manager de WeWork Cono Sur.

Según un estudio realizado por Michael Page en conjunto con WeWork, para el 97% de la generación Z, la flexibilidad tiene un impacto positivo en su estado anímico, mientras que el 64% considera que su productividad ha aumentado gracias al trabajo híbrido.

Estos hallazgos sugieren un desafío y, a la vez, una oportunidad para las empresas. Adaptarse a las expectativas de la Generación Z, que representa a la mayoría dentro de la fuerza laboral, no solo es fundamental para atraer y retener talento joven, sino también para impulsar la innovación y la competitividad en el actual mercado laboral chileno.

Las organizaciones que se anticipen a estas tendencias, implementando modelos de trabajo flexibles y creando espacios de trabajo que promuevan el bienestar y la colaboración, estarán mejor posicionadas para prosperar en los próximos años.